Incendios en Corrientes: reciben ayuda de otras provincias y cada vez más gente se autoevacúa.

0
95
Llegarán equipos y brigadistas de la Provincia de Buenos Aires. Ya son más de 3.500 personas las que combaten el fuego.

El fuego no se detienen en Corrientes y la Provincia de Buenos Aires envió un equipo con más de un centenar de brigadistas y dos helicópteros equipados con helibaldes para intentar contener el avance de los incendios que se acercan peligrosamente a algunas ciudades. Este miércoles a la tarde varias familias se autoevacuaron por algunas horas en Ituzaingó debido a que el fuego se aproximaba peligrosamente a sus viviendas pese al esfuerzo de bomberos, policías, brigadistas y voluntarios.

Desde Defensa Civil señalaron que también sumarán un nuevo avión hidrante que arribará de Córdoba y en pocos días estaría nuevamente operativa la aeronave que el lunes sufrió un incendio en la zona de Ituzaingó, al descender para recargar agua.

El responsable de Defensa Civil de Corrientes, Eulogio Márquez, confirmó que el gobernador de Buenos Aires, Axel Kicillof, dispuso que el ministro de Seguridad Sergio Berni viaje a Corrientes con ayuda para el combate de los incendios. El funcionario arribará con dos helicópteros hidrantes, 125 brigadistas, bomberos y personal de apoyo en dos camionetas doble tracción y otras dos unidades 4×4 equipadas para combatir incendios rurales; 17 unidades de ataque rápido, entre ellas tres UTV con kit de ataque liviano; y una decena de camiones cisterna. El contingente será dividido en dos grupos que harán base en Monte Caseros, en la zona Sur de la provincia, y en Gobernador Virasoro, cerca de Misiones, una zona con enormes forestaciones.

El senador provincial camporista José Ruiz Aragón sostuvo en sus redes sociales que fue el encargado de gestionar la ayuda ante Kicillof. “Hablé con el gobernador de la provincia de Buenos Aires para solicitarle colaboración ante los incendios. Esta solicitud fue respondida positivamente. Le extendí éstas a nuestro gobernador Gustavo Valdés, que se mostró predispuesto ya que toda ayuda es bienvenida ante la situación en que estamos”, sostuvo en su cuenta de Twitter.

Evolución de los incendios en corrientes

“Quiero agradecer al amigo y compañero gobernador de Buenos Aires por su solidaridad con el pueblo correntino y también destacar el trabajo de @gustavovaldesok que entiende que en estas situaciones no hay colores políticos, solo vecinos y vecinas de la provincia que requieren de nosotros”, agregó el senador, en un intento de dar por superadas las diferencias entre el Gobierno de Corrientes y el Ministerio que Ambiente y Desarrollo Sostenible que conduce Juan Cabandié.

En su reporte del fin de semana, el Gobierno de Corrientes sostuvo que trabajaban en los incendios 100 brigadistas, 350 policías, 1.200 bomberos, 200 agentes municipales, un centenar de voluntarios, seis aviones hidrantes y un helicóptero. La cifra de hombres afectados al combate de las llamas se elevó a más de 3.500 este miércoles.

Desde la semana pasada también están en Corrientes brigadistas del Sistema Nacional de Manejo del Fuego de Córdoba, Mendoza y Santiago del Estero; mientras que Jujuy envió un equipo propio para sumarse a la lucha contra el fuego.

En San Miguel se montó una enorme base operativa que cuenta con el apoyo de dos helicópteros de la Fuerza Aérea y el Ejército, que transportan a los brigadistas a los lugares de difícil acceso, principalmente en zonas de esteros y bañados del Parque Nacional Iberá.

Ante la imposibilidad de circunscribir los incendios en esa reserva, las autoridades cerraron el acceso en cinco de los siete portales del mayor humedal de la Argentina. “Carambola, San Nicolás, Cambyretá y San Antonio permanecen cerrados hasta nuevo aviso”, señalaron desde el Parque.

Según en reporte del INTA en base a imágenes satelitales, hasta el pasado 7 de febrero se habían quemado en Corrientes 519.000 hectáreas. El estudio determinó que diariamente se consumieron cerca de 20.000 hectáreas de campos, forestaciones, montes nativos y esteros, generando millonarias pérdidas y daños ambientales incalculables hasta el momento. Como el fuego sigue activo, aún antes del nuevo reporte se especula con que el área afectada ya es mucho mayor.

En el Paraje Galarza, uno de los portales de acceso a los Esteros del Iberá, el fuego arrasó forestaciones y avanzó sobre viviendas, la escuela y un puesto de salud. Cerca de 20 familias (más de 100 personas) fueron evacuadas y al menos cinco casas resultaron dañadas por el incendio. Los bomberos y brigadistas trabajaron toda la noche para evitar que el fuego alcanzara otras viviendas. En el lugar se instaló personal del Ejército con una cocina de campaña y personal de salud para atender a brigadistas y a los pobladores. La escuela y el puesto de salud fueron salvados del fuego.

Una de las situaciones de tensión se vivió en Ituzaingó, cuando se inició un incendio de pastizales en un descampado de la zona conocida como “El Garzal”. Por recomendación de los bomberos, varias familias comenzaron a sacar sus muebles de las viviendas debido a la velocidad con la que avanzaba el fuego. Finalmente, los bomberos junto a empleados y máquinas municipales lograron contener las llamas sin que se produjeran daños en las casas.

También en el barrio La Merced de la localidad de Santa Rosa -sobre la ruta nacional 118- los vecinos pasaron momentos de gran tensión en la madrugada de este jueves. Un incendio de un tacuaral quedó fuera de control y por los fuertes vientos rápidamente se propagó hacia ese asentamiento. Fueron decenas de familias las que pusieron a resguardo sus bienes y pasaron la noche en vigilia, preparados para intervenir si el fuego llegaba a las viviendas.

El miedo entre los vecinos se mantuvo hasta después del amanecer porque hubo un cambio en la dirección del viento y eso facilitó la titánica tarea de los bomberos por impedir que el fuego ingresara a la zona urbana.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre aquí