Dos hermanos y conocidos empresarios de medios se mataron a tiros en el Chaco

0
25

Los Saforcada eran titulares de las radios que repiten las programaciones de las emisoras del Grupo Clarín en la capital chaqueña. Siempre mantuvieron diferencias pero nadie imaginaba que terminarían muertos en una tarde regada de sangre y plomo. El mayor, Paco, abrió fuego contra Gonzalo en plena discusión y luego se dio un tiro en la sien.


Dos conocidos hermanos que además eran empresarios de la comunicación murieron en un insólito desenlace fatídico cuando, trenzados en acalorada discusión, uno de ellos disparó varias veces contra el otro y luego se quitó la vida de un tiro en la sien.

Los fallecidos son los hermanos Francisco Saforcada, conocido en Resistencia como “Paco” y su hermano menor Gonzalo Saforcada, quienes mantenían una sociedad empresarial que los vinculaba desde hacía al menos 15 años, como propietarios de las repetidoras de Radio Mitre y FM La 100, además de haber sido titulares de la emisora noticiosa “Facundo Quiroga”.

Dos hermanos y conocidos empresarios de medios se mataron a tiros en el Chaco

La reyerta que terminó con la vida de ambos transcurrió en la vereda del edificio donde funcionan las emisoras, ubicado en la esquina de la avenida Lavalle y Pueyrredón de la ciudad de Resistencia, un punto neurálgico al que constantemente asisten dirigentes políticos, funcionarios y personalidades de la cultura para ser entrevistados.

Según relató por su cuenta de Facebook el canal Alerta Urbana, el mayor de los Saforcada, “Paco” atravesaba un estado depresivo que habría obrado como detonante en su decisión de atacar a balazos a Gonzalo. En concreto, según certificaron fuentes policiales, Francisco le disparó cuatro proyectiles nueve milímetros en el pecho a Gonzalo con una pistola automática que luego utilizó para gatillarse en la cabeza.

Dos hermanos y conocidos empresarios de medios se mataron a tiros en el Chaco

Si bien no se conocieron detalles oficiales de las diferencias que había entre ambos, era vox pópuli en el medio periodístico de la vecina provincia que los hermanos mantenían distintas perspectivas en cuanto a criterios de contenidos, negocios comunes y hasta manejo del recurso humano.

Por lo pronto, se presume que las cosas entre los dos no venían bien a pesar de que con el correr de los años se habían consolidado como empresarios sumamente influyentes en el ámbito político chaqueño, al punto de que eran beneficiarios de una pauta publicitaria del Estado cuya cuantía los ubicaba entre los proveedores más destacados de servicios de publicidad para ámbitos oficiales.

 

Los empresarios comenzaron hace más de décadas en el rubro de la radiofonía, cuando “Paco” decidió reconvertir lo que era un taller de electrónica y mantenimiento de equipos de comunicaciones en una emisora de frecuencia modulada. A partir de allí, él y Gonzalo comenzaron a crecer y lograron desplegarse como pull de medios cuando cerraron acuerdo con el Grupo Clarín para retransmitir en Resistencia y zonas de influencia las señales de Mitre y La 100, dos sintonías de mucha penetración en todo el territorio nacional.

En los últimos años también habían tomado la representación local del portal federal “Vía País”, un emprendimiento que el Grupo Clarín puso en marcha a partir de su decisión de cerrar la agencia Diarios y Noticias (DyN). Vía País, que en el Chaco era alimentado por la factoría noticiosa de los Saforcada, reemplazó así a la reconocida agencia DyN como fuente de información procedente de las distintas provincias argentinas.

Los Saforcada eran conocidos por una personalidad amistosa pero frontal, muchas veces irascible cuando se trataba de acordar números en alguna negociación. Respetados y apreciados por haber generado fuentes de trabajo, también eran observados como personas de “mecha corta” en situaciones que pudieran generar menoscabo para sus proyectos comerciales.

Muchas veces, en especial cuando se trataba de negociar con sus colaboradores y empleados, jugaban roles de “bueno” y “malo”. Dado que Francisco exhibía una personalidad menos flexible, Gonzalo asumía el papel de componedor y las tratativas derivaban en acuerdos beneficiosos para las partes.

Quien esto escribe tuvo la oportunidad de trabajar en los medios del grupo Saforcada como redactor del portal de noticias de la Radio Facundo Quiroga. Fue una experiencia corta pero intensa, dado que entre Paco y Gonzalo surgían constantemente diferendos sobre el enfoque de las producciones que ofrecía tanto el sitio web como la emisora de programación local.

Las divergencias en materia de estrategia empresarial siempre estuvieron presentes en la relación de los hermanos, pero sin que nadie pudiera imaginar que alguna vez llegarían a extremos como el que alcanzaron a las 19,45 de un 6 de noviembre de 2023, cuando, en el pórtico del imperio que supieron edificar, reeditaron la maldición bíblica de Caín y Abel.

Fuente: El Litoral

Autor: Portal Corrientes

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre aquí